La máscara original de la Reina Roja de Palenque

La máscara de la Reina Roja de Palenque se incluye en la muestra
Foto Melitón Tapia/ INAH
Ana Mónica Rodríguez
Periódico La Jornada
Miércoles 16 de marzo de 2011, p. 3

La máscara original de la Reina Roja de Palenque y algunos objetos hallados en la Pirámide del Sol, en Teotihuacán, serán parte de los atractivos de la muestra Seis ciudades antiguas de Mesoamerica, la cual se inaugura la noche de este miércoles en el Museo Nacional de Antropología, como adelantó La Jornada (28/01/11).

La magna exposición, que reúne más de 400 piezas, fue curada por el arqueólogo Eduardo Matos Moctezuma y expertos de ese recinto. Su permanencia será hasta junio en ese museo de Paseo de la Reforma y Gandhi, explicó Diana Magaloni Kerpel, directora del recinto.

Inclusive, comentó Magaloni, esta muestra en la sala de exhibiciones temporales, a partir del interés que despierte, podría prolongar su estadía más de cinco meses y después sería trasladada al Museo Nacional de China, en Pékín.

La exposición, prosiguió la funcionaria, propone una mirada nueva a seis ciudades representativas de Mesoamérica: Monte Albán, Palenque, Tajín, Teotihuacán, Tenochtitlán y Tlatelolco.

En esta exposición, adelantó Magaloni, también se observarán “hermosísimas e importantes” piezas expuestas por primera vez.

Entre algunos de los objetos prehispánicos figuran las columnas provenientes de la zona arqueológica de Tajín, además de tableros y dinteles de la cultura tecnochca y tlatelolca, respectivamente.

“La idea es mostrar que las civilizaciones mesoamericanas también son culturas originarias en el mundo, debido a su forma de ver y pensar; además de que cada una desarrolló una escritura y estilo artístico, pero se asentaron en diferentes ambientes”, detalló Magaloni.
Biodiversidad y división cultural

El discurso museográfico se inicia con las culturas originarias de otras latitudes, como Egipto, Mesopotamia, China y del área andina.

Posteriormente, los visitantes observarán detalles sobre Monte Albán, urbe emplazada en la cima de una montaña, “con la creencia de que esos lugares son los palacios de los dioses”.

Luego, prosiguió Magaloni, “bajamos a la selva chiapaneca, donde se descubrió Palenque, con una dinastía importante y su riquísima cultura”.

En el caso de Tajín, aseveró, “tenemos piezas que nunca han sido exhibidas, como las columnas monumentales que fueron restauradas y por primera vez se podrán ver juntas”. De esa civilización también habrá referencias a los emblemáticos juegos de pelota “símbolos rituales no sólo de esa cultura, sino de Mesoamérica”.

De Teotihuacán, se mostrarán algunos de los objetos recuperados en las excavaciones realizadas en la Pirámide del Sol, las cuales “jamás han sido exhibidas”. En este apartado se recrea un palacio con pintural mural, entre otros objetos teotihuacanos, como las grandes cabezas de serpiente, cerámica y máscaras.


Después, agregó Magaloni, resurgen en un medio lacustre la gran Tenochtitlán y Tlatelolco, ciudades de Mesoamérica representadas por diversas piezas, entre las que sobresalen “un tablero y un excepcional dintel”.

Asimismo, se podrá ver el Gran Teocalli de la Guerra Sagrada, una canoa de madera y códices que documentan cómo se transportaban las personas y los materiales por el lago de Texcoco.

Hace unas semanas, Eduardo Matos Moctezuma explicó a este diario que la exposición describe la historia de esas urbes, con énfasis en la biodiversidad y la división cultural, aspectos mediante los cuales el hombre logró imponerse y crear centros políticos con gran influencia.

“Cada una de esas ciudades se caracteriza por su variedad de estilos y porque crearon sociedades complejas y estratificadas. Esto significa –afirmó el arqueólogo– que exhiben la eclosión de elementos culturales que son únicos en el mundo. No existe otra región donde se observe tal proliferación de medios ambientes.”

Con base en esa diversidad geográfico-cultural surgió la idea de Matos Moctezuma de montar esta muestra sobre ciudades mesoamericanas, para contrastarlas con la civilización egipcia, que sólo se desarrolló en el desierto.
Utilización de animaciones

En Seis ciudades antiguas de Mesoamérica también habrá recreaciones, pantallas tridimensionales, fotografías y proyecciones sobre esas metrópolis.

Mediante animaciones se mostrarán elementos característicos de cada civilización. En el caso de Monte Albán, cómo trabajaban el oro; de Palenque, la utilización del estuco; de Tajín se ofrecerá una aproximación a la pintura mural; de Teotihuacán se presentarán los talleres de cerámica, y de Tenochtitlán se mostrará el arte plumario.

Durante 2011, adelantó Diana Magaloni, se montarán en el Museo Nacional de Antropología exposiciones sobre olmecas –que itineró en recintos estadunidenses–, además de exhibiciones sobre India y del arte plumario.

“La muestra sobre arte plumario se realizará en dos recintos, el que dirige Magaloni y el Museo Nacional de Arte (Munal), donde se realizará un recorrido etnográfico para enfatizar la importancia de las plumas en el mundo indígena actual, en los rituales, la vida cotidiana y los mitos.”

Las colecciones de arte plumario de los siglos XVI al XVIII provienen de varios países y serán mostradas en el Munal, a partir del 24 de marzo, mientras que en el recinto de Reforma, equina con Gandhi, se abrirá el 28 de abril.

Anuncios

inoperante éste blog, solo lectura.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s