Polémica por pieza maya subastada en 4.2 millones de dólares

Fecha: miércoles 23 de marzo de 2011

Fuente: Agencia AF

Las acusaciones de México de que la escultura de un dios maya, que fue subastada el lunes en París por una cifra récord, es falsa, son “ridículas”, declararon el miércoles a la el experto Jacques Blazy y Jean Claude Binoche, responsable de la venta en la casa Druot.

Las acusaciones de México de que la escultura de un dios maya, que fue subastada el lunes en París por una cifra récord, es falsa, son “ridículas”, declararon el miércoles el experto Jacques Blazy y Jean Claude Binoche, responsable de la venta en la casa Druot.

La hermosa escultura policroma de un dios maya del periodo clásico tardío (550-950 AD) fue comprada por un coleccionista europeo, que pagó 4,2 millones de dólares –un récord para una obra maya– en una subasta el lunes en la parisina casa Druot, tras lo cual México impugnó la autenticidad de la pieza.

Jean Claude Binoche, de la firma Binoche y Qiquello, que organizó la subasta en Druot, aseguró aque el comunicado divulgado por el Instituto de Antropología e Historia (INAH) de México afirmando que la escultura maya rematada en París es falsa “no tiene ninguna base”, y es “ridículo”.

“Las acusaciones de México de que la Gran Divinidad maya, es de reciente manufactura, son totalmente ridículas”, declaró Blazy, uno de los pocos expertos de arte prehispánico en el mundo, que colaboró con Binoche para organizar la subasta.

El INAH y la cancillería mexicana divulgaron el martes un comunicado declarando que la pieza “que se atribuye a la cultura maya y que alcanzó el precio más alto en la puja” el lunes en París “es de manufactura reciente por lo que no pertenece a ninguna de las culturas prehispánicas de México”.

La escultura del dios maya “es una pieza muy conocida, que ha sido exhibida y ha sido completamente analizada”, afirmó Blazy.

“Esa escultura fue la pieza estrella de la gran exposición maya en el museo Rath de Ginebra, en 1998, que se celebró bajo el patrocinio de México”, destacó Binoche en declaraciones.

“Cada pigmento de esa escultura ha sido analizado”, aseguró añadió Binoche, agregando que la pieza había sido expuesta en la Bienal de Venecia en 1986, y fue la cobertura de la revista especializada en arte L’Oeil en 1993″.

“No nos extraña que México diga que es falsa. Es su manera de reaccionar, quiere crear la duda, ya que si reconoce que es auténtica, consideraría que es parte de su patrimonio nacional”, observó Blazy.

“Además, al sembrar la duda, busca perjudicar el mercado del arte precolombino”, indicó el experto.

La escultura maya era la pieza estrella de una excepcional colección de arte precolombino amasada durante 30 años por un industrial suizo, Henry Law, que incluía misteriosas figuras mezcalas, del estado mexicano de Guerrero, entre ellas hieráticas esculturas similares a las de las islas griegas Cícladas, que apasionaron a los artistas surrealistas.

La subasta totalizó 7.452.914 euros (unos 10,6 millones de dólares), lo que reveló la buena salud del mercado del arte precolombino, comprobó la AFP en la sala de ventas Druot, donde pujaron desde modestos coleccionistas hasta representantes de instituciones europeas.

La colección dispersada el lunes era una de las más importantes de arte prehispánico que existían en el mundo, según Blazy, que señaló que Law decidió desprenderse de su colección después de sufrir un robo en su casa de Ginebra.

La subasta tuvo lugar en medio de tensiones diplomáticas franco-mexicanas, luego de que el presidente Nicolas Sarkozy decidiera dedicar el Año de México en Francia a Florence Cassez, la francesa condenada por la justicia mexicana a 60 años de cárcel por complicidad en secuestros, lo que llevó a la anulación de ese ambicioso programa.

La venta en Druot se desarrolló sin problemas. No fue así en setiembre y diciembre del 2008, cuando dos subastas de piezas arqueológicas mexicanas debieron ser suspendidas luego de que las obras fueron confiscadas a petición de México antes de su subasta en París.

Los policías de la Oficina Central de Lucha contra el Tráfico de Bienes Culturales (OCBC) confiscaron las piezas en base a una comisión rogatoria internacional de México y las retuvieron a la espera del resultado de una investigación sobre su procedencia.

La investigación duró 19 meses, tras lo cual la policía devolvió las piezas a sus propietarios.


Anuncios

inoperante éste blog, solo lectura.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s